La Teoría del Reemplazo: La Iglesia es el Pueblo de Dios


Por el hermano Roger Casco Herrera
Maestro Bíblico Fundador de Ministerios de Enseñanza ¿Quién es Jesucristo?
Recientemente escribí sobre la más increíble promesa de Dios sobre Israel que he leído, basado en el verso de Jeremías 31:35-37. Este punto me hizó recordar la publicación que recopile en 2012 para el blog apologético Visión de Profetas que intitule La Teoría de la Sustitución o del Reemplazo.
En esta oportunidad hablaré sobre el mismo tema. Todos los que apoyan las teorías del reemplazo o que Israel ya no es el pueblo especial de Dios estan en un error bíblico y doctrinal. Como leímos en Jeremías 31:35-37 en el que Dios mismo dice que Israel nunca dejará de ser su nación especial.
Puedo decir sin temor que el apoyo a estas teorías, por ejemplo: la de los mormones que enseña que la Nueva Jerusalén será restaurada en América, finalmente son indirectamente puro antisemitismo disfrazado.
Tal es el caso de la Teoría del Reemplazo en la Teología, también llamada Teología de la Suplantación, o Teoría de la Substitución. Son un conjunto de interpretaciones particulares de alegatos del Nuevo Testamento, al parecer los cristianos reemplazarón la relación de Dios con los judíos (israelíes o israelitas).
Este supuesto contencioso y lastimosamente penoso para los hermanos judíos sobre la Teoría del Reemplazo es la idea de que el Nuevo Testamento es la evidencia de la relación de Dios con la Iglesia y no con Israel, reemplazando el Testamento mosaico de Israel.
En el Islam, la Teoría del Reemplazo también está presente, ya que para los musulmanes la revelación del profeta Mahoma reemplaza y supera a todas las anteriores, incluyendo a la de Jesús (quien es visto como Profeta, no como Dios).
En mi camino me he encontrado con una gran cantidad de teólogos cristianos, pastores y maestros identificados con los diferentes tipos de teorías de reemplazo.
El teólogo cristiano R. Kendall Soulen considera que tres categorías de reemplazo son identificadas por teólogos cristianos: "punitivo", "económico" y "estructural".
1. La Teoría del Reemplazo Punitivo es representado por las citas de Hipólito, Orígenes y Lutero.
Hipólito de Roma (considerado por los cristianos mártir el 13 Agosto 235): "[Los judíos] han sido oscurecidos a los ojos de tu alma con una oscuridad total y definitiva".
Orígenes (circa 185 a 254): "[Los judíos] nunca serán devueltos a su antigua condición." Más de un milenio después, con la llegada del protestantismo.
Martín Lutero (1483–1546) escribió, "Los judíos, ciertamente rechazados por Dios, no son más su pueblo, y tampoco es El ya más su Dios".
Es punitivo por la idea de que los judíos, los cuales rechazan a Jesús como Mesías son en consecuencias condenados por Dios, perdiendo el derecho a las promesas que se les debían según el testamento.
2. La Teoría del Reemplazo Económico no se refiere al dinero, sino que es usada en el sentido técnico teológico de función. Es la postura de que el propósito práctico de la nación de Israel en los planes de Dios es reemplazado por el rol de la Iglesia (representado por las citas de Justino y Agustín).
Agustín de Hipona (354–430) parece seguir estas opiniones de los tempranos Padres de la Iglesia. "Porque si sostenemos con el corazón firme la gracia de Dios que nos ha sido dada, entonces somos Israel." "El pueblo cristiano es en realidad Israel".
Sin embargo, Agustín introduce un nuevo punto de vista en la importancia para la cristiandad de la continuada existencia del pueblo judío. "Los judíos ... son entonces por sus propias Escrituras un testimonio para nosotros de que no hemos falsificado las profecías sobre Cristo".
Justino Mártir (circa 100 a 165): "Porque el verdadero Israel espiritual ... somos nosotros quienes hemos sido guiados a Dios a través de este Cristo crucificado".
3. La Teoría del Reemplazo Estructural es el término de Soulen para la marginalización de facto del Antiguo Testamento (Tanaj hebreo) como normativo para el pensamiento cristiano. En sus palabras, "el supersecionismo estructural se refiere a la lógica narrativa del modelo estándar por el cual se convierten a las Escrituras Hebreas en fundamentalmente indecisas para dar forma a las creencias cristianas sobre como las obras de Dios como Consumador y Redimidor se relacionan con la humanidad en formas universales y duraderas". La terminología de Soulen es usada por Craig A. Blaising, en 'The Future of Israel as a Theological Question'.
Para una porción de teologos estas tres visiones no son ni mutuamente excluyentes, ni lógicamente dependientes, y es posible sostener las tres o cualquiera de ellas con o sin las otras.
¿Cuál es la postura del Teólogo Judío? 
Para el judio es una ofensa decir que el Nuevo Pacto o la Biblia Cristiana forma parte de la revelación y plan divino del Dios de Abraham, Isaac y Jacob. Por ejemplo: El teólogo judío y académico rabínico David Novak considera el nuevo pacto sugiriendo que hay tres opciones:
  1. El nuevo pacto es una extensión del viejo pacto.
  2. El nuevo pacto es una adición al viejo pacto.
  3. El nuevo pacto es un reemplazo del viejo pacto.
Novak observa, "En la temprana iglesia, parece, el nuevo pacto presentado por el Nuevo Testamento fue o tomado como una adición al viejo pacto (la religión de la Torá y la tradición judía farisea, resumida en los Diez Mandamientos), o fue tomado como reemplazo del viejo pacto.
Novak considera que las dos ideas son formas de la Teoría del Reemplazo o Supersesionismo. El designa a la primera como "Teoría del Reemplazo suave" y a la segunda como "Teoría del Reemplazo dura". La primera "no afirma que Dios terminó el pacto del Éxodo-Sinaí con el pueblo judío. En cambio, afirma que Jesús vino a completar la promesa del viejo pacto, primero para aquellos judíos que ya estaban iniciados en el pacto, quienes entonces aceptaron su mesianidad como la completitud del pacto. Y, afirma que Jesús vino tanto para iniciar y completar la promesa del pacto para aquellos gentiles cuya sola conexión con el pacto es a través de él. Por lo tanto, en este tipo de Teoría del Reemplazo, aquellos judíos que no aceptan la mesianidad de Jesús son aún parte del pacto en el sentido de 'lo que Dios ha unido no dejen que ningún hombre lo divida'.
La Teoría del Reemplazo dura, en cambio, afirma que "el viejo pacto está muerto. Los judíos por sus pecados, principalmente por rechazar a Jesús como el Mesías, han perdido el derecho a cualquier estatus testamental".
Es complejo desde una perspectiva judía, considerar a la Biblia como parte de la Torá o bien un complemento del cumplimiento del mismo en el Mesías Yeshúa o Jesús.
Ya que para ellos la Torá fue otorgada al pueblo judío como un pacto eterno y nunca será reemplazado ni se le harán adiciones (Deuteronomio 3; 12:32), y por lo tanto el judaísmo rechaza la Teoría del Reemplazo como contrario a la Biblia Hebrea en el mejor de los casos y antisemita en el peor.
Para el judaísmo y otros críticos, el supersesionismo es una teología del reemplazo, que substituye a los judíos y los hijos de Noé por la iglesia cristiana, formada por cristianos.
Los supersesionistas, sin embargo, entienden su visión como una teología de la concreción, en la cual ningún judío que verdaderamente cree en el Evangelio es jamás reemplazado (pero para los judíos, una persona que cree en el Evangelio no es judía), y en la cual cualquier judío no creyente (como Ahab o Judas Iscariote) fue nunca parte del pueblo elegido de Dios porque él o élla nunca habían seguido a Dios. Aún cuando el judaísmo anticipa su propia completitud en la llegada de un mesías judío, el cristianismo afirma que Jesús, en su "Segunda Venida", será la concreción de esta esperanza, más que un reemplazo de ella.
Debe ser notado que la creencia cristiana tradicional en la Teoría del Reemplazo (aún sostenida por la Iglesia Católica pero no en ciertos movimientos protestantes que siguen una teoría diferente llamada "Dispensionalismo") es considerada ofensiva para los judíos modernos y es muchas veces citada por los historiadores como una de las raíces del antisemitismo en la cultura occidental.
Otro ejemplo es La Gran Iglesia Católica que por siglos ha enseñado este tipo de teoria del reemplazo y hasta llegar al grado del antisemitismo:
"El Talmud, el libro por excelencia del judaísmo postbíblico. Decir que los judíos son los hombres del antiguo testamento es no entender nada. Los hombres del antiguo testamento ya murieron. Sus herederos legítimos son, en todo caso, los cristianos. El judaísmo posterior al 70 no es sino la inflación pavorosa del orgulloso legalismo fariseo". Cita tomada del sermón del 28 de octubre de 2001 de Mons. Gustavo E. Podestá, Profesor Titular de la materia Teología Dogmática II B: Antropología Teológica, en la Facultad de Teología de la Pontificia Universidad Católica Argentina Santa María de los Buenos Aires que se puede hallar en el sitio web www.catecismo.com.ar.
Lo notable en este sermón es además el lenguaje agresivo contra el judaísmo y la adopción de teorías conspiracionistas reaccionarias y antisemitas tomadas de los Protocolos de los Sabios de Sion, como por ejemplo la idea de que el judaísmo "ha estado detrás del nacimiento de la masonería, del protestantismo, de la revolución francesa, del marxismo..." Lo cual apoya la idea de que la Teoría del Reemplazo está estréchamente ligada con una visión negativa hacia los judíos y/o el judaísmo.
Tristemente sigo sin comprender porque nuestros hermanos no pudieron leer Romanos capitulo 11. Este capitulo escrito por el hermano Pablo a la Iglesia en Roma nos arroja toda la refutación a este tema.
Bien;  por su incredulidad fueron desgajadas,  pero tú por la fe estás en pie.  No te ensoberbezcas,  sino teme. (Rom 11:20 RV60)
Hay grandes versos muy poderosos en las escrituras que contradicen todos estos falsos argumentos del reemplazo de la Iglesia por Israel.
(Sal 137:5, 6) Si me olvidare de ti, oh Jerusalén, Pierda mi diestra su destreza. Mi lengua se pegue a mi paladar, Si de ti no me acordare; Si no enalteciere a Jerusalén como preferente asunto de mi alegría.
(Zacarias 1:14-17) Y me dijo el ángel que hablaba conmigo: Clama diciendo: Así ha dicho Jehová de los ejércitos: Celé con gran celo a Jerusalén y a Sion. Y estoy muy airado contra las naciones que están reposadas; porque cuando yo estaba enojado un poco, ellos agravaron el mal. Por tanto, así ha dicho Jehová: Yo me he vuelto a Jerusalén con misericordia; en ella será edificada mi casa, dice Jehová de los ejércitos, y la plomada será tendida sobre Jerusalén. Clama aún, diciendo: Así dice Jehová de los ejércitos: Aún rebosarán mis ciudades con la abundancia del bien, y aún consolará Jehová a Sion, y escogerá todavía a Jerusalén.
(Romanos 11:1-6, 11, 26) Digo, pues: ¿Ha desechado Dios a su pueblo? En ninguna manera. Porque también yo soy israelita, de la descendencia de Abraham, de la tribu de Benjamín. No ha desechado Dios a su pueblo, al cual desde antes conoció. ¿O no sabéis qué dice de Elías la Escritura, cómo invoca a Dios contra Israel, diciendo: Señor, a tus profetas han dado muerte, y tus altares han derribado; y sólo yo he quedado, y procuran matarme? Pero ¿qué le dice la divina respuesta? Me he reservado siete mil hombres, que no han doblado la rodilla delante de Baal. Así también aun en este tiempo ha quedado un remanente escogido por gracia. Y si por gracia, ya no es por obras; de otra manera la gracia ya no es gracia. Y si por obras, ya no es gracia; de otra manera la obra ya no es obra... Digo, pues: ¿Han tropezado los de Israel para que cayesen? En ninguna manera; pero por su transgresión vino la salvación a los gentiles, para provocarles a celos... y luego todo Israel será salvo, como está escrito: Vendrá de Sion el Libertador, que apartará de Jacob la impiedad.
(Gálatas 6:16) Y a todos los que anden conforme a esta regla, paz y misericordia sea a ellos, y al Israel de Dios.
(Efesios 2:12) En aquel tiempo estabais sin Cristo, alejados de la ciudadanía de Israel y ajenos a los pactos de la promesa, sin esperanza y sin Dios en el mundo.
(Hebreos 8:10) Por lo cual, este es el pacto que haré con la casa de Israel después de aquellos días, dice el Señor: Pondré mis leyes en la mente de ellos, Y sobre su corazón las escribiré; Y seré a ellos por Dios, Y ellos me serán a mí por pueblo;
(Apocalipsis 7:4; 21:12) Y oí el número de los sellados: ciento cuarenta y cuatro mil sellados de todas las tribus de los hijos de Israel... Tenía un muro grande y alto con doce puertas; y en las puertas, doce ángeles, y nombres inscritos, que son los de las doce tribus de los hijos de Israel;
La Teoría del Reemplazo: La Iglesia es el Pueblo de Dios La Teoría del Reemplazo: La Iglesia es el Pueblo de Dios Reviewed by Roger Casco Herrera on abril 03, 2014 Rating: 5

No hay comentarios

Image Link [https://1.bp.blogspot.com/-PFR-oKUrlDQ/V_QUp1aB4_I/AAAAAAAAd5c/Ar6LiV4Rse8NNFQDRUL9LaHUPJkpvQV6QCLcB/s1600/rcascoherrera%2Bautor%2Bescritor%2Bpastor%2Bconferenciante%2Bministro%2Bmaestro%2Bb%25C3%25ADblico%2Bsiervo%2Bde%2Bjesucristo%2Bprofec%25C3%25ADa%2Bprofeta%2Bdones%2Bespirtiuales%2Broger%2Bcasco%2Bherrera.jpg]

Author Name [Roger Casco Herrera]

Author Description [Pastor general de la Iglesia Bíblica de Jesús (IBJ), escritor del libro apologético "Su NOMBRE ¿Jesús o Yeshúa?" (considerado por la crítica: un estudio de alta erudición que explica las razones por las cuales decimos Jesús en lugar de su nombre hebreo), Peregrino de Israel en 2008, autodidacta y maestro bíblico de ministerios ¿Quién es Jesucristo? (+504 9820-2424 WhatsApp)]



Facebook Username [rcascoherrera]

Twitter Username [rcascoherrera]

GPlus Username [+RogerCasco]

Pinterest Username [none]

Instagram Username [none]