¿Qué Debo Hacer para Ser Salvo?

Por Mike Gendron 
Tomado de Misioneros Urban Cristianismo Bíblico 

¿Puedes pensar en una pregunta más importante que la pregunta hecha por el carcelero de Filipenses: “¿Qué debo hacer para ser salvo?”

¿Hay alguna otra pregunta en la vida más crítica y urgente que determinar donde pasará la eternidad? El guardia de la cárcel de Filipos debe haber sabido que se enfrentaba a la pena eterna para poder hacer la pregunta. El debía haber sabido que Dios tratará con el pecado, ya sea con Su ira o con Su gracia. La respuesta que Pablo y Silas le dieron a su pregunta fue muy clara y profunda: “Cree en el Señor Jesucristo y serás salvo.” (Hechos 16:30-31). Hoy hay 5 millones de personas en el mundo que no aceptarán esta respuesta como la verdad de Dios. Muchos están convencidos de que deben hacer algo más que creer. No se dan cuenta de que “creer en el Señor Jesucristo” necesita comprender lo siguiente:
  1. ¿Quien es Jesucristo?
  2. ¿Qué fue lo que Jesucristo llevó a cabo?
  3. ¿Que es lo que el Señor Jesucristo manda y promete?

Si alguien escucha el mensaje de Cristo y de Su Reino y no lo entiende, viene el maligno y lo arrebata (Mateo 13:19). Pero el que oye la Palabra de Cristo, y lo entiende, va a compartir las buenas nuevas con muchos otros, llevándolos a un conocimiento salvador de Cristo (Mateo 13:23). Las buenas noticias es que el Evangelio de Jesucristo tiene el poder para salvar a todos los que creen (Romanos 1:16). Si confiesas con tu boca que Jesús es Señor y crees en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo.¡Todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo! La fe que salva es por el oír la palabra de Cristo (Romanos 10:9-17).

Muchos católicos no entienden “quien es Cristo” debido a que las enseñanzas oficiales de la Iglesia Católica Romana pintan un cuadro diferente de lo que lo que se revela en las Sagradas Escrituras. El Concilio Vaticano II declara que logremos nuestra propia salvación y colaboraremos en salvar a nuestros hermanos a través de la oración y las buenas obras (p. 66, Documentos del Concilio Vaticano II, Flannery). ¿Fue Cristo simplemente “el abridor de la puerta” del cielo o era el Salvador? Si podemos alcanzar nuestra propia salvación, entonces ¿por qué Cristo tuvo que morir por nosotros? ¿Es Cristo el único mediador sin pecado entre Dios y el hombre o quiere compartir ese papel con María, como el catolicismo romano enseña? De acuerdo con el CV II, cuando María fue “asunta a los cielos, no abandonó su misión salvadora, sino que con su múltiple intercesión, sigue dándonos los dones de la salvación eterna” (página 419).

¿Es Jesús el único camino al Padre, o son musulmanes, que rechazan la deidad de Cristo, los que forman parte del plan de salvación de Dios como se indica por el CV II, (página 367). Es Cristo y Su Palabra la Verdad o debemos creer los dogmas de la Iglesia Católica que anulan la suficiencia de Su sacrificio perfecto, Su gracia y Su Palabra. Vaticano II declara: “En la disposición sumamente prudente de Dios, la Sagrada Tradición, la Sagrada Escritura y el Magisterio de la Iglesia están unidos y ligados, que ninguno de ellos no puede subsistir sin los otros” (página 756).

Las Escrituras revelan que Jesús es el Salvador que apareció “para quitar el pecado una vez para siempre por su sacrificio” (Hebreos 9:26). Jesús es el único calificado para salvarnos. Él tiene que ser a la vez Dios y hombre. Sólo como Dios podría producir Su sacrificio el infinito valor necesario para salvar a todos los hombres, de todos los tiempos. Sólo un hombre podría ser nuestro redentor. Y sólo un hombre, que vivió una vida sin pecado, podría morir por alguien más. De lo contrario, tendría que morir por su propio pecado. Está claro que Dios proveyó el único camino posible para que seamos salvos. Él se hizo hombre, vivió una vida perfecta y voluntariamente pagó la pena de muerte por el pecado que su justicia demanda. “Y en ningún otro hay salvación, porque no hay otro nombre bajo el cielo dado a los hombres, en el cual podamos ser salvos” (Hechos 4:12). No hay otro mediador entre Dios y el hombre, “Porque hay un solo Dios, y también un solo mediador entre Dios y los hombres, Cristo Jesús hombre” (I Timoteo 2:5). La importancia de creer que Cristo se pueden resumir de la mejor manera por las palabras de Cristo mismo, “Por eso os dije que moriréis en vuestros pecados; porque si no creéis que yo soy, moriréis en vuestros pecados.” (Juan 8:24). Aquellos que creen que la salvación se puede obtener mediante la adición a la obra perfecta y completa y suficiente de el Señor Jesucristo tienen que arrepentirse y venir a la cruz con las manos vacías de la fe, trayendo nada más que sus pecados (2 Timoteo 2:24. – 26). Agregar los logros humanos a la gracia anula la gracia salvadora de Dios, que es la única manera en que Dios salva a los pecadores (Romanos 11:6).

Más información en ¿Quién es Jesucristo?
¿Qué Debo Hacer para Ser Salvo? ¿Qué Debo Hacer para Ser Salvo? Reviewed by Roger Casco Herrera on agosto 19, 2013 Rating: 5

No hay comentarios

Image Link [https://1.bp.blogspot.com/-PFR-oKUrlDQ/V_QUp1aB4_I/AAAAAAAAd5c/Ar6LiV4Rse8NNFQDRUL9LaHUPJkpvQV6QCLcB/s1600/rcascoherrera%2Bautor%2Bescritor%2Bpastor%2Bconferenciante%2Bministro%2Bmaestro%2Bb%25C3%25ADblico%2Bsiervo%2Bde%2Bjesucristo%2Bprofec%25C3%25ADa%2Bprofeta%2Bdones%2Bespirtiuales%2Broger%2Bcasco%2Bherrera.jpg]

Author Name [Roger Casco Herrera]

Author Description [Pastor general de la Iglesia Bíblica de Jesús (IBJ), escritor del libro apologético "Su NOMBRE ¿Jesús o Yeshúa?" (considerado por la crítica: un estudio de alta erudición que explica las razones por las cuales decimos Jesús en lugar de su nombre hebreo), Peregrino de Israel en 2008, autodidacta y maestro bíblico de ministerios ¿Quién es Jesucristo? (+504 9820-2424 WhatsApp)]



Facebook Username [rcascoherrera]

Twitter Username [rcascoherrera]

GPlus Username [+RogerCasco]

Pinterest Username [none]

Instagram Username [none]