El Ayuno que Dios pide del 17 de Tammuz (el Cuarto Mes Bíblico)


Anteriormente habíamos hablado que una cosa muy diferente es el ayuno que yo determino, o me siento guiado a realizar en cierto tiempo, pero un Ayuno que Dios me pide es otro asunto... La Biblia nos muestra en Zacarías 8:19 - RV1960:

Así ha dicho Jehová de los ejércitos: El ayuno del cuarto mes, el ayuno del quinto, el ayuno del séptimo, y el ayuno del décimo, se convertirán para la casa de Judá en gozo y alegría, y en festivas solemnidades. Amad, pues, la verdad y la paz.

Así que, este martes 25 de junio 2013 cae el primer ayuno bíblico del 17 de tammuz. Todos los años las fechas del calendario hebreo cambian en torno al calendario gregoriano. Puesto que, el calendario bíblico o hebreo es lunisolar y el nuestro es solar. No obstante, es algo tremendo enterarse que en Israel son muy pocos, pero muy pocos los que conocen del ayuno y lo realizan. El secularismo, el ateísmo y el humanismo que ha invadido a Israel es sin límites. 


¿Qué sucedió el 17 de Tammuz?, ¿Por qué el Señor nos demanda participar de este ayuno con plena conciencia?

El Ayuno del 17 de Tamuz (hebreo: צוֹם שִבְעָה עָשָׂר בְּתַמּוּז‎, Tsom shiv'á asar betamuz) es uno de los seis días de ayuno rituales observados por los judíos durante el año hebreo.

Fue instituido en recuerdo a:
  1. Ese día, el 17 de tammuz, Moisés baja del Monte Sinaí después de 40 días, lleva consigo las tablas de los mandamientos (o la Torá); y encuentra a Israel adorando y danzando alrededor de un ídolo, un becerro de oro... fue tanta su indignación al ver al Pueblo de Dios en este estado, que lanzó al suelo las tablas de piedra, quebrando aquellas que fueron creadas y escritas por la misma mano del Dios de Abraham, Isaac y Jacob...
¿Qué le parece? Este evento no sólo marco a Israel sino también a la humanidad, debemos ver a Israel como una primicia de la humanidad, tal como sucedió con el pecado de Adán que recayó sobre todos nosotros, de esta misma manera, la falla de Israel es la nuestra.

Este día se marcó como un lamento terrible, un día que mostró pesé a todo lo que Dios había hecho por su pueblo en el desierto, la idolatría y rebeldía nuestra, esa desesperación y desconfianza que nos invade, olvidando los hechos pasados y convirtiéndonos en faltos de entendimiento. El Señor Dios Todopoderoso, Creador nuestro, por ello nos invita a recordar nuestros actos por medio del Profeta Zacarías, para que recordando estos días nunca más vuelvan y se conviertan entonces en gozo y alegría para reflexión.

Entonces, como es el ayuno que Dios pide, esforcémonos por cumplirlo, aflijamonos y proclamemos que en este ayuno, el Espíritu Santo haga de nosotros hombres piadosos, temerosos y obedientes, rector y justos para Él, y para gloria de nuestro Señor Jesucristo.

Jesús profetizó que no quedaría piedra sobre piedra del Templo de Salomón, el Templo restaurado que edifico Herodes, y así se cumplió. En el 17 de tammuz dio inicio este hecho relevante. La ruptura de la murallas de Jerusalén durante ambos sitios impuestos a la ciudad en la Antigüedad: el primero de ellos por Nabucodonosor de Babilonia, el 9 de Tammuz de 586 a. C., y por segunda vez por el comandante de las legiones romanas, Tito, el día 17 de Tammuz del año 70, que devino tres semanas más adelante en la caída de la ciudad y destrucción del segundo Templo de Jerusalén, el día 9 de Av del mismo año.

Curiosamente, en el judaísmo se cree que en este tiempo comienzan también «tres semanas de duelo», llamadas también «días de la angostura» (Yemei bein Hametsarim, יְמֵי בֵּין הַמְּצָרִים) (Lamentaciones 1:3: "Judá está desterrada, en postración y en extrema servidumbre. Sentada entre las naciones, no encuentra sosiego. La alcanzan todos sus perseguidores entre las angosturas"), nombre dado al periodo de duelo de tres semanas que comienza con el ayuno del 17 de Tamuz, y culmina el 9 de Av, día de duelo nacional por la destrucción de ambos templos:
"En aquel tiempo, yo, Daniel, hice penitencia durante tres semanas: no comí alimento sabroso; ni carne ni vino entraron en mi boca, ni me ungí, hasta el término de estas tres semanas" (Daniel 10:2-3).

Está escrito para los que participamos de los ayunos:
Alegraos con Jerusalén, y gozaos con ella, todos los que la amáis; llenaos con ella de gozo, todos los que os enlutáis* por ella; para que maméis y os saciéis de los pechos de sus consolaciones; para que bebáis, y os deleitéis con el resplandor de su gloria.
(Isaías 66:10-11)
* "Enlutáis", y "apartarse para el Señor": son expresiones bíblicas para referirse que se hace ayuno.


Más estudios en Ministerios ¿Quién es Jesucristo?
El Ayuno que Dios pide del 17 de Tammuz (el Cuarto Mes Bíblico) El Ayuno que Dios pide del 17 de Tammuz (el Cuarto Mes Bíblico) Reviewed by Roger Casco Herrera on junio 24, 2013 Rating: 5

No hay comentarios

Image Link [https://1.bp.blogspot.com/-PFR-oKUrlDQ/V_QUp1aB4_I/AAAAAAAAd5c/Ar6LiV4Rse8NNFQDRUL9LaHUPJkpvQV6QCLcB/s1600/rcascoherrera%2Bautor%2Bescritor%2Bpastor%2Bconferenciante%2Bministro%2Bmaestro%2Bb%25C3%25ADblico%2Bsiervo%2Bde%2Bjesucristo%2Bprofec%25C3%25ADa%2Bprofeta%2Bdones%2Bespirtiuales%2Broger%2Bcasco%2Bherrera.jpg]

Author Name [Roger Casco Herrera]

Author Description [Pastor general de la Iglesia Bíblica de Jesús (IBJ), escritor del libro apologético "Su NOMBRE ¿Jesús o Yeshúa?" (considerado por la crítica: un estudio de alta erudición que explica las razones por las cuales decimos Jesús en lugar de su nombre hebreo), Peregrino de Israel en 2008, autodidacta y maestro bíblico de ministerios ¿Quién es Jesucristo? (+504 9820-2424 WhatsApp)]



Facebook Username [rcascoherrera]

Twitter Username [rcascoherrera]

GPlus Username [+RogerCasco]

Pinterest Username [none]

Instagram Username [none]